crema de verduras con leche de coco

Crema de judías verdes con leche de coco

Os confieso que llevo un poco mal el frío. Me quita mucho las ganas de salir a la calle, pero me encanta estar al aire libre… así que entro en un conflicto mental un poco chungo. Exageraciones aparte, supongo que no soy la única, ya que todo el mundo sabe que las personas nos dividimos en dos grandes grupos: los que odian el calor y los que odian el frío. Luego están los que odian las dos cosas, pero esa gente es simplemente quejica sin remedio. Si eres de estos últimos, te invito a reflexionar sobre el tema. Todo este rollo viene para contaros que en invierno me reconforta muchísimo comer sopas y cremas calentitas (un remedio súper original ¿verdad? 😛 ). Y el otro día hice una crema de verduras vegana a la que le eché leche de coco.

Quedó con un sabor y una textura cremosa que me flipó, así que os la comparto. Para ser más concreta, se trata de una crema de judías verdes, pero podéis probar y cambiar las judías por las verduras que más os gusten.

Ingredientes (3 raciones)

  • 2 cebollas
  • 520 gr de judías verdes
  • 700 gr de caldo de verdura
  • 290 gr de leche de coco
  • 1 trocito de alga kombu (opcional)
  • un chorrito de aceite de oliva
  • sal al gusto

Preparación: crema de verduras con leche de coco

1. Ponemos en una olla un chorrito de aceite y añadimos la cebolla troceada. Rehogamos a fuego medio hasta que esté doradita.

2. Quitamos el rabito a las judías verdes, las lavamos y la troceamos. Las añadimos a la olla y cocinamos un par de minutos más junto a la cebolla.

3. Añadimos el caldo y subimos a fuego máximo (a no ser que echéis el caldo ya caliente, yo lo eché directamente de la nevera, por eso subo el fuego). Cuando rompa a hervir volvemos a poner a fuego medio.

4. Abrimos la leche de coco, probablemente encontremos que está separada una parte más líquida y otra más densa. Mezclamos bien y echamos los 290 gr a la olla.

5. Echamos también el trocito de alga kombu y sal al gusto. Tapamos y dejamos cocer hasta que las judías estén tiernas. Veréis que el líquido queda justo para cubrir la verdura, pero es la cantidad necesaria para luego batirlo todo junto y que quede con el espesor ideal.

6. Cuando las judías verdes estén tiernas, tiramos el alga y trituramos el resto de ingredientes con la batidora. Queda un puré de verduras muy cremoso y sin grumos, así que no es necesario en absoluto colarla.

crema de judías verdes

Y ya estaría lista para servir nuestra crema de verduras vegana con leche de coco. Una receta saludable y fácil, perfecta para una cena ligera, ¿no os parece?

Sin comentarios

Publicar un comentario