Como hacer mayonesa casera

Mayonesa casera

En este post os quiero explicar cómo hacer mayonesa casera, una salsa tan sencilla como práctica, porque la podemos utilizar para acompañar un montón de platos, como por ejemplo para hacer unas ricas patatas bravas.

Yo le echo medio diente de ajo porque me gusta mucho el toque que le da, pero la mayonesa “tradicional” no lleva ajo, así que lo que prefiráis.

En cuanto al aceite, tengo que reconocer que me gusta más con aceite de girasol. Si la hacéis con aceite de oliva, procurad que no sea muy fuerte ya que si no le dará demasiado sabor a la mayonesa. Aunque como con todo, para gustos colores.

Los trucos más famosos para que no se corte la mayonesa son: no levantar la batidora del fondo hasta que la mezcla haya emulsionado y que el huevo esté a temperatura ambiente, aunque yo casi siempre lo uso recién sacado de la nevera y no suele haber problema.

Venga, ¿os apetece una rica mayonesa casera? Es mucho más saludable que las que venden envasadas y el sabor por supuesto no es comparable.

Ingredientes

  • un huevo
  • una pizca de sal
  • 200 ml de aceite de oliva suave o de girasol
  • unas gotas de vinagre de vino blanco
  • medio diente de ajo (opcional)

Preparación

1. Cascamos el huevo en el vaso de la batidora, agregamos el aceite, el ajo, un chorrito de vinagre y sal.

2. Batimos sin levantar la batidora del fondo hasta que la mezcla emulsione, es decir, que todos los elementos líquidos estén integrados. Si levantamos la batidora del fondo se nos puede cortar la mayonesa. Cuando la mezcla haya emulsionado ya podemos mover la batidora de arriba abajo suavemente.

Y ya tenemos lista nuestra mayonesa casera. Lo ideal es consumirla en el momento, aunque la podemos guardar en la nevera durante un par de días como máximo.

Sin comentarios

Publicar un comentario